Artrosis de Rodilla y Trabajo: Ejercicios que Puedes Realizar para Sentirte Mejor

Artrosis de Rodilla y Trabajo: Ejercicios que Puedes Realizar para Sentirte MejorEn este artículo te quiero hablar sobre la artrosis de rodilla y el trabajo.

Es posible que, debido a la profesión que llevas a cabo, necesites pasar mucho tiempo de pie o flexionando tus rodillas, lo que se traduce en un empeoramiento de los síntomas de artrosis que padeces.

¿Cómo solucionar este problema? Sin lugar a dudas, el mejor consejo que puedo darte es que hagas deporte para fortalecer la musculatura de la zona.

Los ejercicios que aquí te voy a detallar te vendrán muy bien para combatir la artrosis de forma natural. Presta atención.

Aprovecha cada oportunidad en la que puedas sentarte en una silla para ejercitar la rodilla.

En este sentido, colócate con la espalda completamente erguida y apoyada en el respaldo.

Después, con la rodilla flexionada en un ángulo de 90 grados, levanta la punta del pie.

A continuación, eleva la rodilla y mantén la postura en el aire durante 5 o 10 segundos, según tu capacidad física, antes de empezar a bajarla lentamente.

Si lo necesitas, sujeta la articulación colocando tu mano debajo del muslo.

La misma silla puede servirte para hacer otro ejercicio ideal para combatir los síntomas de la artrosis mientras trabajas.

Colócate, en esta ocasión, de pie tras ella y pon las manos sobre el respaldo para usarlo como punto de apoyo.

Después, pon el cuerpo completamente erguido y ponte de puntillas. Al igual que antes, mantén la postura durante 5 o 10 segundos y realiza la bajada de forma suave y progresiva.

El ejercicio anterior lo puedes acompañar de este que te voy a contar ahora.

Colócate en la misma posición, es decir, de pie, completamente erguido y con las manos sobre el respaldo de la silla y, a continuación, flexiona una rodilla hasta dejar el pie en el aire por completo.

De este modo, lo que conseguirás es que todo tu peso recaiga sobre una sola extremidad, ejercitando la musculatura de mejor manera.

Otro ejercicio muy interesante consiste en adelantar una pierna y flexionarla hasta alcanzar, como mínimo, un ángulo de 45 grados, aunque, si te sientes con fuerza, puedes superar esta frontera siempre y cuando no empieces a sentir dolor.

La otra pierna debe estar lo más atrás posible siempre y cuando puedas mantener el talón apoyado por completo en el suelo.

Si tienes problemas de equilibrio, vuelve a apoyarte en el respaldo de una silla o en un mueble. Aguanta 20 segundos sintiendo como el gemelo se estira antes de cambiar de pierna.

Para llevar a cabo el último ejercicio del que quiero hablarte necesitarás tumbarte en el suelo.

Cuando estés en esa postura, flexiona una de tus piernas hasta que la rodilla quede en un ángulo de 45 grados.

A continuación, levanta la otra pierna manteniéndola totalmente recta. Trata de conservar la postura durante 5 o 10 segundos antes de hacer lo mismo con la otra pierna.

Sin duda, estos cinco ejercicios de los que te acabo de hablar te ayudarán a desempeñar tu trabajo y tu profesión sin tener que padecer los molestos síntomas de la artrosis de rodilla.

Y es que, en la mayoría de los casos, un poco de ejercicio diario, unido a una buena y saludable dieta, es suficiente para sentirte mucho mejor.

Sin embargo…

Lo que aquí mencioné es MENOS del 2% de todo lo que debes hacer para derrotar a la artrosis y eliminar para siempre los dolores y sus síntomas

Con los consejos que te acabo de dar, solo estás atacando los síntomas de la enfermedad.

La clave está en atacar y eliminar todas las causas que originan el problema.

Y lo digo por experiencia, ya que yo también padecí artrosis.

Los dolores eran insoportables y no podía llevar una vida normal. Y los medicamentos solo estaban destruyendo mucho más mi salud.

Hasta que empecé a seguir un tratamiento natural.

Gracias a este tratamiento… mis dolores desaparecieron y pude abandonar los medicamentos que estaba tomando.

Mi vida dio un giro de 180 grados y pude volver a ser la misma persona de antes.

Si quieres saber cómo aplicar tú mismo el mismo tratamiento natural…

Haz clic aquí para mostrarte cómo ponerlo en práctica y comienza a curar tu artrosis de forma natural

click-300x75

Nos vemos allí 🙂

Susana

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*