Qué es Bueno para la Artrosis de Columna: Natación y Ejercicios en el Agua

Qué es Bueno para la Artrosis de Columna: Natación y Ejercicios en el AguaEn este artículo vamos a hablar sobre natación y ejercicios en el agua para la artrosis de columna.

Si te duele la columna por la artrosis, en el agua tienes un aliado terapéutico para aliviar la dolencia.

Los avances científicos indican que nadar es un antiinflamatorio natural para tus cartílagos y vertebras de la espalda.

Pero no solo eso: los ejercicios en el agua ayudan a bajar la tensión de las articulaciones de la columna.

¿Por qué el agua para la artrosis?

Te explico: cuando tu cuerpo se sumerge en el agua pesa menos, lo cual se convierte en una ventaja para hacer ejercicios terapéuticos que te ayudan a reducir la dolencia.

Ejercitarse en el agua además ejerce menos presión en la espalda que hacerlo en tierra firme.

Piensa que flotar en el agua ayuda a mejorar la flexibilidad física de tus músculos en la zona lumbar y cervical de la espalda, dos puntos donde se presenta mayor dolor y rigidez a causa de la artrosis.

Si eliges ejercitarse en agua caliente o tibia, los beneficios son mayores para tu espalda.

El agua caliente aumenta tu temperatura corporal, eso dilata tus vasos sanguíneos y aumenta la circulación de la sangre.

Todo ese proceso en tu organismo alivia el dolor y mejora la flexibilidad de las articulaciones de tu columna.

Ejercicios en el agua para la artrosis de columna

Antes de hacer cualquier ejercicio en el agua, es recomendable la orientación de un fisioterapeuta o un experto en hidroterapia, previa aprobación de tu doctor de confianza.

También elige una piscina con profundidades diferentes porque te permite ensayar variados ejercicios: hay algunos que se pueden realizar con el agua a la mitad de la cintura o hasta el pecho.

Uno de los ejercicios que puedes hacer es caminar en el agua, igual como lo haces en la tierra.

Solo sumerge el cuerpo hasta tu cintura o un poco más y luego desplázate hacia atrás y hacia los lados lentamente para tonificar los músculos.

Otro muy recomendado es la flexión lateral: una vez dentro del agua, coloca tu manos en las caderas y relaja las rodillas.

Inclínate con lentitud hacia un lado, cuando lo hagas desliza tu mano al muslo.

Luego, vuelve a la posición original y hazlo del otro lado.

No te agaches ni gires el torso.

Con este ejercicio, puedes completar tres repeticiones de cada lado.

También puedes hacer el siguiente ejercicio: una vez dentro del agua lleva la rodilla hasta el pecho, pero sujétate de la pared para mantener el equilibrio.

Hazlo pausado y con tres repeticiones en ambas piernas.

Natación para la artrosis de columna

La natación es una excelente alternativa.

Practicar este deporte fortalece los músculos de la espalda y el cuello, por lo que reduce la tensión producida por la artrosis en los discos de la columna vertebral.

La natación además facilita realizar ejercicios aeróbicos beneficiosos para tu espalda, sin la necesidad de sumar más tensión a tus articulaciones, como cuando te ejercitas en tierra firme.

Lo ventajoso de la natación es que es apta para todas las edades y, con la buena orientación de un experto, puedes obtener incluso provecho físico de todo el cuerpo.

Antes de hacer natación, es mejor informarle al instructor de tus dolencias en la espalda para que indique cuáles actividades son las más apropiadas para ti.

Sin embargo…

Lo que aquí mencioné es MENOS del 2% de todo lo que debes hacer para derrotar a la artrosis y eliminar para siempre los dolores y sus síntomas

Con los consejos que te acabo de dar, solo estás atacando los síntomas de la enfermedad.

La clave está en atacar y eliminar todas las causas que originan el problema.

Y lo digo por experiencia, ya que yo también padecí artrosis.

Los dolores eran insoportables y no podía llevar una vida normal. Y los medicamentos solo estaban destruyendo mucho más mi salud.

Hasta que empecé a seguir un tratamiento natural.

Gracias a este tratamiento… mis dolores desaparecieron y pude abandonar los medicamentos que estaba tomando.

Mi vida dio un giro de 180 grados y pude volver a ser la misma persona de antes.

Si quieres saber cómo aplicar tú mismo el mismo tratamiento natural…

Haz clic aquí para mostrarte cómo ponerlo en práctica y comienza a curar tu artrosis de forma natural

click-300x75

Nos vemos allí 🙂

Susana

Los comentarios están cerrados.