Tratamiento con Calor para la Artrosis Lumbar

Tratamiento con Calor para la Artrosis LumbarEn el siguiente artículo te muestro si el tratamiento con calor para la artrosis lumbar funciona para combatir el dolor.

Muchas personas aquejadas de artrosis lumbar me preguntan si es bueno aplicar un tratamiento de calor sobre la zona que alivie sus síntomas.

Sin lugar a dudas, la respuesta es que sí.

Sin embargo, hay que hacerlo de la forma adecuada y teniendo mucho cuidado.

Por ello, en esta ocasión, voy a explicarte por qué es bueno realizarlo y cómo debes hacerlo con el objetivo de resolver todas las dudas que puedas tener al respecto.

¿Por qué aplicar un tratamiento de calor para la artrosis lumbar?

Hay muchas razones para aplicar calor sobre la zona lumbar aquejada de artrosis.

En primer lugar, he de decirte que el calor es un medio ideal para mejorar el estado de las contracturas musculares que, con tanta frecuencia, sufren este tipo de personas.

Estas son ocasionadas, en la mayoría de los casos, por la adopción de malas posturas derivadas de un intento de evitar sentir molestias en la zona baja de la espalda.

Cuando la musculatura de la zona lumbar se contractura, la aparición del dolor es inevitable.

De hecho, en casos graves, los pacientes llegan a sufrir calambres realmente molestos que impiden seguir una vida normal.

Además, traen como consecuencia una fuerte sensación de rigidez.

Con todo ello, el nivel de calidad de vida desciende hasta tal punto que muchas personas solo desean permanecer tumbadas en la cama hasta que se les paseo.

¿En qué debe consistir un tratamiento de calor para la artrosis lumbar?

Lo primero que debo decirte, en este sentido, es que no todos los tipos de calor son válidos para combatir los síntomas de la artrosis lumbar.

De hecho, debo hacer una distinción entre calor seco y húmedo, añadiendo que este último es muy perjudicial para tu problema de salud.

Esto se debe, fundamentalmente, a que la sensación de humedad puede ser contraproducente y acabar generando que los síntomas se tornen más notorios.

Dicho esto, queda claro que es el calor seco el que te va a ayudar a resolver tus problemas de artrosis lumbar.

Tienes muchas opciones al respecto, todas ellas, además, increíblemente sencillas.

Por ejemplo, puedes optar por la clásica manta eléctrica que la mayoría de nosotros tenemos en casa y ponerla directamente sobre la zona durante unos minutos, teniendo cuidado siempre de no quemarte.

Por otro lado, puedes llenar una bolsa de agua caliente y ponerla del mismo modo sobre la zona.

También es recomendable que, cuando sientas que el dolor ya no es tan intenso, trates de hacer algunos ejercicios de estiramiento de la musculatura lumbar para evitar que, cuando la retires, las contracturas vuelvan a aparecer.

Asimismo, debo recordarte que, en el caso de que tengas problemas de circulación sanguíneas, estos tratamientos no son recomendables para ti.

Solo me queda decirte que, en el caso de que optes por las mantas eléctricas o las bolsas de agua caliente para aplicar tu tratamiento de calor sobre la zona lumbar, emplees siempre un paño seco como intermediario.

Asimismo, no uses pomadas de mentol creyendo que refrescarás la zona ya que lo único que conseguirás será quemarte.

Sin embargo…

Lo que aquí mencioné es MENOS del 2% de todo lo que debes hacer para derrotar a la artrosis y eliminar para siempre los dolores y sus síntomas

Con los consejos que te acabo de dar, solo estás atacando los síntomas de la enfermedad.

La clave está en atacar y eliminar todas las causas que originan el problema.

Y lo digo por experiencia, ya que yo también padecí artrosis.

Los dolores eran insoportables y no podía llevar una vida normal. Y los medicamentos solo estaban destruyendo mucho más mi salud.

Hasta que empecé a seguir un tratamiento natural.

Gracias a este tratamiento… mis dolores desaparecieron y pude abandonar los medicamentos que estaba tomando.

Mi vida dio un giro de 180 grados y pude volver a ser la misma persona de antes.

Si quieres saber cómo aplicar tú mismo el mismo tratamiento natural…

Haz clic aquí para mostrarte cómo ponerlo en práctica y comienza a curar tu artrosis de forma natural

click-300x75

Nos vemos allí 🙂

Susana

Los comentarios están cerrados.